Inicio: Futuro




A partir de 1940 la Dirección General de Ganadería creó el Libro Genealógico en las provincias de Zamora y León con el fin de apoyar la raza pero en los 60 decayó hasta desaparecer. A partir de ese momento la raza entra en grave crisis conservándose exclusivamente en el área de origen y también en algunos núcleos de cría del Ejército de Tierra y el Ministerio de Agricultura.

En 1980 es catalogada por este Ministerio como de Protección oficial y en 1987 pasa a considerarse en peligro de extinción, categoría que se mantiene en la actualidad.

En 1995 nace la Asociación de Ganado Selecto de Raza Zamorano Leonesa (ASZAL), con el apoyo de la Junta de Castilla y León y la Diputación de Zamora, con el objetivo de velar por su pureza, selección y fomento. También ese año los propietarios de ejemplares de la raza empiezan a recibir una ayuda comunitaria para la conservación de razas de ganado en peligro de extinción.

A partir de ahí la Administración regional y la Asociación han llevado a cabo un programa de valoración morfológica e identificación individual de ejemplares. En 1998 la Junta de Castilla y León creó de nuevo el libro Genealógico de la raza asnal Zamorano Leonesa que facilitará la conservación y mejora de la raza.

La problemática principal de la raza, coincidente con la del medio rural español, es la elevada edad media de sus propietarios, la relación con la economía de autoabastecimieno de éstos y el escaso número de nacimientos debido a la elevada edad media de las asnas, así como a problemas reproductivos y sanitarios.